26 de set. 2006

La movilitat descendent dels "blue collars" als EUA

El número 29 de La Factoria publica una entrevista a la periodista freelance Barbara Ehrenreich que ha estudiat els processos de movilitat social descendent als Estats Units. En ella es tracta de la ressaca del somni americà, el desballestament de l'estat del benestar, el paper de les organitzacions socials religioses, el capitalisme impacient i els seus efectes, els efectes del bipartidisme...

Em sembla una molt bona aportació i un lectura recomenable, que a més enllaça molt bé amb el recent debat que em mantingut en aquest bloc respecte el "mileurisme".



Quatre frases amb les que em quedo:

“Las acciones bajaron, pero la remuneración de su presidente sigue aumentando”. ¿Esto es noticia? (Se ríe]. O el caso de Verizon (empresa de telecomunicaciones). Las acciones se hundieron y al presidente le subieron el sueldo. Reducen los salarios tanto como pueden, y si no existe un sindicato que les pare los pies, siguen adelante y se suben el sueldo. ¡Es asombroso de lo que son capaces de apropiarse!"

"En nuestra sociedad es muy corriente que la gente con estudios universitarios y que tiene empleos dedicados a tareas de gestión se crean especiales y superiores a los demás. Pero, les digo, cuando veáis a alguien empuñando una escoba, pensad que quizá dentro de un año, o dentro de seis meses, vosotros podéis estar haciendo lo mismo. No tenéis nada de especial; no a los ojos de los propietarios y de los miembros de consejos de administración. De modo que debemos unirnos; debemos buscar la forma de tender puentes que disminuyan esta división, que superen este esnobismo."

"Pero hay otra capacidad humana a la que no se presta suficiente atención: la capacidad de movilizarnos de forma concertada como grupo. Pienso que esto es lo que al final inclinó el fiel de la balanza a nuestro favor. Otros primates pueden ponerse a saltar juntos para conseguir intimidar a un depredador, pero los humanos pueden hacerlo de un modo más eficiente. Somos buenos en la acción colectiva. De un modo parecido, para poder mitigar estas situaciones en las que hay víctimas internas en nuestra economía, debemos ir a la una. No es sólo la lección que debemos extraer de los últimos 200 años de historia sindical, sino que es una de las lecciones más importantes que debemos aprender de miles de años de experiencia humana".

" lo utilizo en mis charlas. Les digo, sí, hay una guerra de clases. Es una guerra iniciada por una de las clases, y ya es hora de que los demás nos movilicemos para hacer frente a los agresores".

No ho dic jo, ho diu una periodista yankee

1 comentari:

anarresti ha dit...

No cal anar als EUA. L'Enquesta Metropolitana porta 10 anys detectant aquí aquesta proletarització dels tècnics, sobretot joves.

Al respecte es pot consultar:
Subirats, M., Sánchez, C. i Dominguez, M. (2002) “Classes socials i estratificació” a
S. Giner (dir.) Enquesta de la Regió de Barcelona 2000. Informe General
http://campus.uab.es/iermb